Monthly Archives: June 2015

Por la ciudad: actividades para aprender sobre las tiendas y los lugares que nos rodean

paper city, ciudad de papel

paper city, ciudad de papel

Me imagino que en principio todos los niños del mundo van dando vueltas por sus pueblos o ciudades con sus padres. Escuelas, hospitales, estaciones de trenes y autobuses, parques, y tiendas les rodean y los niños aprenden a reconocer estos lugares y a interactuar con la gente que allí trabaja.

Con 5 años, algunos habrán seguramente ya experimentado ir de compras con sus padres, sabrán como pedir lo que quieren comprar ( en nuestras bonitas tiendas del barrio), preguntar cuánto cuesta lo que se están llevando y pagar por ello.

Teniendo en cuenta todo esto, ya que mis clases se inspiran en la vida real de los niños y sus intereses, decidí preparar unas clases sobre estos temas. Y recordando ahora todo lo que hicimos, puedo decir que lo pasamos muy bien. Gracias a las manualidades y las juegos de rol los niños aprendieron mucho y muy rápido. ¿Se puede pedir más?

El primer paso fue enseñarles las flashcards y jugar con ellas para introducir los primeros lugares. El primer grupo de sitios que elegí estaba constituido de lugares muy conocidos o con nombre muy parecidos al castellano: school, park, hospital, train station, bus station, gas station… y airport, que al principio los niños, por razones de lógica pura, llamaban the plane station (mis bomboncitos!)

Al mismo tiempo empezamos a construir una ciudad de papel: cada uno eligió qué lugar quería colorear recortar y pegar, en la pared de la clase, a lo largo de una calle que había colgado previamente. Si estás trabajando con pocos niños puedes aprovechar para crear una versión 3D del mismo proyecto, con cualquier tipo de material reciclado.

Un juego interesante, por la atención que conseguía captar, fue: ”I can see a train/plane/bus/car/ teacher… (or Look! -indicando hacia cualquier dirección – a train!). Where am I?”

El segundo paso fue introducir los nombres de las tiendas como por ejemplo the butcher’s, the fishmonger’s (que fue el más favorito en absoluto, probablemente por como les sonaba) the baker’s, the green grocer’s, the flower shop, the supermarket.

Usamos de nuevo las flashcards para empezar a memorizar los nombres de las tiendas y luego jugamos charadas: un niño a través de la mímica y sin poder hablar actuaba como si estuviera trabajando en una tienda, mientras los demás tenían que adivinar qué tienda era.

My street / Mi calle

My street / Mi calle

Luego añadimos estas tiendas a nuestra ciudad de papel. Cada niño recibió el mismo modelo genérico de tienda con un gran escaparate que tuvo que personalizar y decorar con los productos típicos del comercio que decidió ilustrar.

Para variar un poco, jugamos con Shopping List, otro juego de memoria de Orchard Toys, en el que cada jugador tiene un carrito de la compra que llenar con los productos de la lista que tiene. También hay extensiones del juego: listas de ropalistas de fruta y verdura. ¡Vienen muy bien para revisar un montón de vocabulario!

Para terminar practicamos un poco de ‘situaciones de la vida real’ con un juego de rol en el que algunos niños eran tenderos y otros los clientes que iban a comprar. Imprimí unos billetes de juguete (que algunos niños intentaron embolsarse aunque fueran falsos, eheheh) y varios productos: pan, tartas, flores, varios tipos de pescado, y de carne, fruta y verdura.

Aquí os dejo el diálogo que estuvieron utilizando:
Customer: Good afternoon!
Cliente: Buenas tardes!
Shopkeeper: Good afternoon! May I help you?
Tendero: Buenas tardes! Te puedo ayudar?
Customer: Yes, please. Can I have… (utilizamos las expresiones que conocemos ya)
Cliente: Sí, por favor. Me podrías dar…
Shopkeeper: Here you are. Anything else?
Tendero: Aquí tienes.¿Algo más?
Customer: No, thanks. How much is it?
Cliente: No, gracias. ¿Cuánto es?
Shopkeeper: That’s €…, please.
Tendero: Son…€, por favor.
Customer: Here you are.
Cliente: Aquí tienes
Shopkeeper: Thank you! See you soon!
Tendero: Gracias! Hasta pronto
Customer: See you!

Intenté mezclar expresiones que los niños ya conocían como Good afternoon! Can I have… Thank you! See you soon! con otras nuevas how much is it?’, ‘may I help you?’ and ‘anything else?’ para permitirles razonar (y mejor asimilar) sobre lo que iban a decir en vez de aprender solo de memoria.

Después de practicar con bienes de mentira, para demostrarles que ese tipo de dialogo se puede utilizar para comprar cualquier cosa les dejé comprar pegatinas y caramelos de verdad… causando gran asombro. Uno de los niños me dijo incrédulo: ¿qué? ¡¿¡¿¡¿nos vas a dar chuches de verdad a cambio de dinero de mentira?!?!?!

Jóvencitos pero listos ¡A que sí!

Quieres saber cómo introducir el inglés en la vida de tu hijo de forma amena y sin rechazos? Te recomiendo mi libro MI HIJO HABLA INGLÉS – GUÍA PARA PADRES, disponible en formato digital para kindle en Amazon, para iPhone en iBooks y en Kobo  que contiene más consejos sobre como ayudar a tu hijo a aprender inglés.

–> I’d like to read this post in English

Te podría interesar Los niños aprenden más con iPad y Smartphones ¡Contraorden!,

De padre a padres,

El Método Miss Lucy – Un caso Extra-Ordinario

Leave a comment

Filed under clase de infantil, creatividad, Educación, English for Children, English for kids, Fun English, Inglés para niños, juegos de mesa en inglés, Manualidades en inglés, teatro en inglés

Sobre comprensión lectora y la capacidad de visualizar un mundo diferente: unas reflexiones

Imagination-Runs-Wild-percy-jackson-and-the-olympians-books-35440972-200-200Hace una semanas, estaba escuchando el CD de la versión reducida de The Strange Case of Dr Jekyll and Mr Hyde, escrito por Robert Louis Stevenson, para que mi alumno practicara un poco de listening.

Después de escuchar el primer capítulo, que, para ser honesta, era algo largo, empezamos a contestar a las preguntas de comprensión lectora al final del libro. Sorprendentemente, mi alumno no contestó correctamente a ninguna. Se había quedado casi dormido escuchando el CD mientras yo, al otro lado de la mesa me había pasado el rato mirando mi versión personal de la película de Dr. Jekyll and Mr. Hyde.

La diferencia entre nuestra manera de llevar la lectura y la escucha de ese capítulo me hizo reflexionar sobre una de las razones por la que los adolescentes no leen y no suelen amar la lectura ¿será por no ser capaces de crear en sus mentes la película de lo que están leyendo? Y otra pregunta ¿Cómo es posible? Quiero decir: no hay día en los años de escolarización obligatoria en que los niños no lean y analicen textos y libros de cualquier género y tema. ¿Cómo se consigue que la mayoría de ellos termine sintiendo casi repulsión hacia la lectura?

Yo soy una persona con una fuerte capacidad de visualización y con una grande memoria visual: puedo crear en mi mente el mapa de una ciudad después de una pocas vueltas por sus calles. Mientras estoy leyendo puedo ver imágenes muy detalladas de lo que el testo describe y estoy consciente de que los demás sentidos también están activados. Creo que tanta actividad cerebral se debe en parte al hecho de que durante mis años de primaria pasábamos mucho tiempo dibujando imágenes para los carteles de historia, geografía, ciencias, que luego se colgaban en las paredes de la clase (y allí se quedaban todo el año). Esos dibujos eran resúmenes visuales de lo que estábamos estudiando.  También leíamos muchos textos y seguramente contestábamos a las preguntas de comprensión lectora, pero…. ¿ Sabéis qué? No me acuerdo de ninguno de esos textos, pero sí me acuerdo perfectamente de esos carteles y de lo que llevaban puesto.

Gracias a la Teoría de las Inteligencias Múltiples, sabemos que cada ser humano aprende a su manera y esto significa que mis compañeros de clase probablemente recuerden quizá las obras teatrales que montábamos, los juegos, los cortos viajes escolares. El cerebro puede evocar cualquier tipo de experiencia vivida mientras leemos y esto hace que la lectura se transforme en otra experiencia muy personal.

Tanto rebuscar en la memoria, me ha hecho plantear otra cuestión ¿Por qué los adolescentes no saben usar su imaginación mientras leen? ¿Tienen imaginación? ¿O simplemente son futuros adultos, algo grises, incapaces de crearse un futuro propio y significativo porque ni siquiera se lo pueden imaginar?

La siguiente pregunta es ¿Cómo se consigue aumentar la capacidad de ser más imaginativos y creativos en nuestros niños, para que una vez crecidos, lo tengan más fácil?

Seguramente existen muchas teorías que puedan contestar a esta última pregunta. Pero hoy os voy a hablar de una en particular que acabo de descubrir, y que, no obstante al principio me haya dejado algo sorprendida, con sus postulados me hizo ver el tema ‘creatividad de los niños’ desde otra perspectiva.

Entonces este método se llama Educación Creativa y en práctica permite, a cualquier individuo, expresar su creatividad más profunda, dejándole pintar sin impedimentos, sean esos instrucciones sobre qué y cómo hacer el dibujo, o sean juicios u opiniones sobre lo que la persona esté dibujando.

Así que me pidieron dar las clases de inglés a niños de 4 y 5 años siguiendo esta metodología, que implica también no utilizar  por ejemplo flashcards con dibujos (solo fotos) o álbumes ilustrados, para evitar cualquier tipo de influencia en el momento en que los niños tengan que expresarse a través de la pintura.

Os podéis imaginar mi reacción cuando me dijeron lo de no utilizar cartas o álbumes ilustrados. ¡Con todo lo que a mí me gusta coleccionar ese tipo de material!

Pero, pensándolo bien, me he dado cuenta de que esta teoría tiene mucho sentido. Pensé en Beatrix Potter y en como se convirtió en la primera escritora e ilustradora de cuentos infantiles de la historia. Se pasó la vida dibujando animales usando modelos reales, la naturaleza que tenía alrededor. Nunca pudo ver ningún libro ilustrado para niños simplemente porque no existían. Fue ella la primera a la que se le ocurrió la idea de publicarlos. Pudo expresar plenamente su creatividad y dar vida a personajes como Pedro el Conejo etc.

Entonces, para terminar, la semana después del primer capítulo de Dr Jekyll and Mr Hyde, dediqué parte de la clase a una sesión de visualización de lo que estábamos leyendo. Mi alumno tuvo que contarme con sus palabras lo que su mente podía ver a partir de los párrafos leídos: descripción de los personajes, el entorno etc.

Obviamente le fue muy útil y esta vez pudo contestar a todas las preguntas correctamente y sin esfuerzo. ¡Por fin pudo ver su propia película él también! … En inglés y sin subtítulos 😉

Para más consejos sobre como ayudar a vuestros hijos a aprender inglés, os recomiendo mi libro MI HIJO HABLA INGLÉS – GUÍA PARA PADRES, disponible en formato digital para kindle en Amazon, para iPhone en iBooks y en Kobo

Te podría interesar Los niños aprenden más con iPad y Smartphones ¡Contraorden!,

De padre a padres,

El Método Miss Lucy – Un caso Extra-Ordinario

–> I’d like to read this post in English

Leave a comment

Filed under Aprender a aprender, creatividad, Educación, leer, libros en inglés, pedagogia, Psicologia